En las puertas del cielo…

 

Una mañana todavía calida del mes de octubre, me ocurrió una bonita historia que hoy me apetece contar.

 

Pasaban las 11:00 de la mañana cuando después de mi desayuno, me acerqué a la parroquia mayor de nuestra ciudad, me dirigía presto a la capilla de la familia Enciso para verles la cara a mis titulares. Cuando llegué al lugar, me di cuenta que El señor y su Madre, no estaban solos, además de contar con la siempre compañía de nuestro querido San Juan, estaban dos personas mirando hacia el rostro de Dios.

 

Se trataba de un hombre corpulento y una niña con dulce mirada y cara de ángel, no pude evitar darme cuenta que aquella hija de Dios tenia dificultades debido a su nacimiento, sin embargo, cuando me acerque a ellos, su padre empezó a contarme sus vivencias y comenzó a narrarme la vida de aquel angelito, contándome como el Señor le había dado fuerzas para seguir caminando, diciéndome incluso, que había progresado en su minusvalía un alto porcentaje gracias a El.

 

Me fui de aquel lugar más cautivado que otras veces, dando gracias a Dios por enseñarme a descubrir las verdades de la vida.

 

Paso el tiempo y llego la semana santa, concretamente la madruga del Viernes Santo, no recuerdo que hora era pues mi noción del tiempo empezó a perderse muchas horas antes de llegar al lugar, pero recuerdo que llegamos a la altura de la calle Fernán Caballero, yo iba en mi fila, llenando mi corazón de nuevas reflexiones cuando de pronto el paso de nuestro Señor se detuvo a la altura de las hermanas en la puerta de su capilla en su colegio, en ese momento reconocí en la fila entre el publico a aquel buen hombre que meses antes me enseño el amor verdadero de un padre.

 

Si, allí estaba, el paso avanzaba parsimoniosamente hacia delante y se acercaba poco a poco hasta el y su hermosa hija. Sin tan siquiera verlo de cerca aun, ya pude vislumbrar en su rostro un mar de lagrimas, en ese momento me dije a mi mismo, ¡¡ Dios mío, cuanta fe… ¡¡.

 

En ese preciso instante vi algo que jamás se podrá borrar de mi memoria, el capataz vio a aquella niña, la tomo entre sus brazos y mirándole la cara al Señor, levanto el paso a lo más alto de los cielos, aun recuerdo la cara de aquel padre viendo a su hija en manos de su Cristo el Nazareno.

 

No pude contener mi emoción al igual que todos los allí presentes, fue algo realmente impresionante, vi tanto amor en aquella estampa que me sentí orgulloso de pertenecer a esta cofradía.

 

Gracias Señor, muchas gracias por haberme hecho de esta manera, por haberme enseñado la verdadera pureza del mundo cofrade, la mas absoluta de  las verdades, si alguna vez cualquiera de nosotros tiene un hij@ y este le pregunta, papa. ¿Qué es la semana santa?, yo le diría sin duda, hij@ mío, no puedo explicar con palabras eso que me has preguntado, lo que si te puedo decir, es que yo la he sentido muchas veces, entonces en ese momento, me acordare de una madruga de Viernes Santo, recordare aquella puerta de las monjas, recordare a aquel padre y recordaré a aquella niña con cara de ángel…

 

Gracias.

2 pensamientos en “En las puertas del cielo…

  1. Sublime. Simplemente es así. Este escrito deja constancia de la pureza de un cofrade. Recuerdo aquel instante del viernes santo, fué uno de los mejores momentos sin lugar a dudas.
    La cara de aquel padre lleno de gozo y la de su hija emocionada son ya historia de una mañana de viernes santo.

  2. Pues si fue algo increible, la verdad es que el señor sin duda le ha echado su tunica salvadora a esa criatura y le esta dando una salud de hierro, ella tuvo la oportunidad de llevarlo al cielo y eso le va a dar todavia mas salud.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s